jueves, 11 de noviembre de 2010

La selección de las presentaciones en Power Point


Como durante esta semana estoy trabajando el tema de las presentaciones en Power Point en un posgrado que realizo con la Escuela Politécnica Nacional de Ecuador, veo la necesidad de ampliar algunas ideas en relación a este tipo de medio. 

Parto de considerar que las presentaciones son un medio de enseñanza más, tan importantes como el video, el texto, la pizarra y la voz del profesor. Lo anterior no disminuye su valor, pero obliga a comprender que al estar en presencia de un medio, es necesario recorrer el camino que va desde la selección, pasando por el diseño, su empleo y culminando con la evaluación del medio. 

Me quiero referir en este artículo al primer paso, sin el cual los siguientes no tendían sentido alguno. La selección, punto de partida del trabajo con los medios, se inicia contrariamente a lo que muchos piensan con el análisis de los objetivos, contenidos y métodos. Este es el punto de partida para cualquier medio. Los medios se constituyen en soporte de los métodos y entre ambos se establece una estrecha relación donde uno depende del otro, de tal modo que no hay método que no se exprese a través de un medio, ni medio que no sea soporte de un método.  

La presentaciones en Power Point se seleccionan para la exposición y desarrollo de un tema, para el trabajo con el grupo de clase. Lo mismo son útiles para mostrar lugares distantes que cercanos, objetos diminutos, grandes o peligrosos, sobre los cuales se pueden destacar determinadas partes, llamando la atención con diferentes estímulos indicadores. 

Se emplean para describir las etapas de un proceso, para profundizar sobre un tema determinado, para discutir, entre otras muchas razones. Una presentación en Power Point puede agrupar casi todos los  medios (por supuesto exceptuando la realidad y por ende todos los medios tridimensionales) desde la imagen fija o en movimiento hasta la voz del profesor. La utilidad y los campos de empleo son tan amplios y variados que no tiene sentido práctico enumerarlos. Por eso quiero dedicarme a señalar lo que no se debe hacer o al menos evitar. 

Las presentaciones no son para el estudio independiente del estudiante, con ellas es muy poco lo que el estudiante puede estudiar. Esto significa que las presentaciones deben estar acompañadas de la voz del profesor, no me refiero a que esté inserta en la misma, sino en el caso presencial, que el profesor explique, amplíe, complemente. Sí la presentación está bien realizada, con la cantidad de información necesaria, es muy poco lo que el estudiante puede aprovechar para su estudio posterior. Una presentación con imágenes, que ilustran lo que el profesor señala aporta poco en el estudio independiente, pero enriquece la clase más que sin imágenes. 

Lo importante en todo caso es vincular la imagen con otros medios. Es probable que el profesor acompañe su presentación de un estudio más profundo del tema desarrollado y colocado en su blog o cualquier otro sitio. 

A esto agrego un punto más, que trataré en el diseño del medio y es que la presentación no es para “amplificar” un contenido como suele suceder a menudo. Los profesores copian y pegan textos importados de su procesador de texto, como sí el Power Point se convirtiera en una lupa gigante. Es un error clásico que es producto al desconocimiento que cada medio tiene su propio lenguaje. 

Las presentaciones encuentran un buen empleo en temas puntuales, precisos, donde la combinación de la imagen, el texto y la voz del profesor forman un sistema ideal. No debe dejarse a un lado que esta combinación se apoya además en el factor sorpresa, es decir mostrar la información en el momento preciso, ayudado de las animaciones. 

Una presentación en Power Point le suma grandeza a la clase del profesor, le ahorra tiempo y esfuerzo en su trabajo, así como en el del alumno. Favorece la concentración de la atención, la motivación y el interés, como sucede con todos los medios. 

La selección de este medio, debe considerar además, elementos tales como las condiciones para su uso: iluminación del local, tamaño, color y ubicación de la pantalla de proyección, tamaño del auditorio o distancia a la que se ubica el último de los estudiantes, ubicación del profesor o expositor, entre lo más importantes. No debemos olvidar que en este proceso de selección las características del estudiante para el trabajo con el medio es un factor importante que no debemos dejar de lado. 

En resumen las presentaciones en Power Point son un medio muy útil, que permite trasmitir gran cantidad de información, mantener la atención del estudiante, pero siempre que las seleccionemos adecuadamente, además de un diseño y un empleo adecuados, elementos de los que comentaremos próximamente.

La presentación que se muestra se diseñó para ser trabajada directamente con una pizarra digital interactiva. Podrán apreciar el texto agregado directamente desde la pizarra.


2 comentarios:

  1. De entre todas las cosas interesantes que tienen las presentaciones en power point es la posibilidad de transmitir el contenido de un gran texto, mediante un mensaje sintético, preciso y exacto sea con palabras, gráficos, mapas, etc, que pueden ser integrados en pocas diapositivas.

    ResponderEliminar
  2. Hola Carlos:
    Muy interesante este articulo, sabes hay muchas cosas que en realidad no he sabido o me he olvidado, pero ahora he refrescado mis conocimientos y siempre la estare leyendo porque esta muy importante, para asi poder realizar mejor las presentaciones en futuras clases.
    Saludos
    Edwin

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...